Connect with us


De allá

“Festas sexuales” y otros bochinches de los archivos de Kennedy

Publicado hace

en

El presidente Donald Trump aprobó el jueves la publicación de unos 2,800 archivos secretos sobre el asesinato de John F. Kennedy en 1963, pero ordenó que varios centenares de ellos permanezcan clasificados.

La decisión, luego de que el mandatario anunciara previamente que no veía motivos para impedir la salida a la luz de todos los documentos, generó nuevamente dudas sobre uno de los hechos de la historia de Estados Unidos que más ha generado polémicas y todo tipo de teorías de la conspiración.

Pero mientras algunos se siguen preguntando si el gobierno de Estados Unidos intenta esconder algo, más de 50 años después, los textos desclasificados el jueves muestran nuevas claves, no solo del asesinato, sino también de la época.

Planes para asesinar a presidentes y figuras controvertidas de la política mundial, inacciones de la CIA y el FBI para detener al sospechoso y conjuras sexuales se suman al enjambre de piezas que conforman desde hace décadas el todavía incompleto rompecabezas detrás del último asesinato de un presidente en la historia de Estados Unidos.

Aquí te mostramos algunas claves de los últimos documentos revelados.

El precio de la cabeza de Fidel Castro
Durante años, el gobierno de Cuba denunció supuestos planes de la CIA para asesinar al líder comunista Fidel Castro.

De hecho, una de las teorías conspirativas que se tejió en torno al asesinato de Kennedy desde la década de 1960 tuvo que ver con Cuba y con la revolución castrista.

Por un lado, los que afirmaban que Castro estuvo detrás del tiroteo de Dallas y, del otro, quienes aseguran que detrás del asesinato estaban, precisamente. los que se oponían al gobierno de la isla y a un posible acercamiento entre La Habana y Washington.

“Creo que puede haber una conexión entre los intentos de la CIA de asesinar a Castro y el asesinato de Kennedy. Lee Harvey Oswald (el presunto asesino) sabía de esos intentos y pudo haberse sentido motivado para asesinar a Kennedy en represalia” (dadas sus cercanías con el comunismo), explica a BBC Mundo Patrick Maney, profesor de historia presidencial en el Boston College.

Los documentos publicados el jueves revelan encuentros de la agencia de inteligencia de Estados Unidos con emigrados cubanos de Florida para trazar planes para asesinar a Castro.

En las reuniones, incluso, se le pone precio a la cabeza del líder cubano y algunos de sus principales seguidores, como su hermano, Raúl Castro, y Ernesto Guevara.

De acuerdo con el documento, los emigrados pagarían US$100,000 por la muerte de Fidel (aproximadamente US$ 1,3 millones en la actualidad), y otros US$20,000 por Raúl y Guevara, respectivamente (unos US$256,000 ahora).

Pero no quedó solo en ellos.

Otro documento describe un esquema propuesto por el Pentágono llamado Operación Bounty, que buscaba derrocar a Castro, y estableció un sistema de recompensas financieras a los que mataran a “comunistas” cubanos.

Estos debían debían entregar a la CIA pruebas “concluyentes” del asesinato, como el carnet del partido del fallecido.

Atentados contra otros líderes

Pero aunque los intentos de asesinar a Castro son los que se mencionan con más frecuencia entre los archivos desclasificados, el nombre de otros líderes “incómodos” para Estados Unidos también se encuentran en los textos.

Según un “resumen de hechos” de 1975, la CIA también consideró matar al mandatario congoleño Patricio Lumumba (quien fue asesinado en 1961) y a Sukarno, el primer presidente de Indonesia tras la independencia.

Los recibos y las cuentas financieras de los proyectos clandestinos también muestran el pago de decenas de miles de dólares para financiar “actividades anticomunistas” y garantizar suministros y armas para la oposición a los gobiernos de Cuba, República Dominicana, Congo y Vietnam del Norte y del Sur.

De hecho, uno de los documentos de 1975 relata el testimonio del entonces director de la CIA, Richard Helms, quien afirma que el presidente Richard Nixon creía que la agencia fue responsable de la muerte del líder de Vietnam del Sur, Ngo Dinh Diem.

Sin embargo, Larry Sabato, profesor de Ciencias Políticas en la Universidad de Virginia y autor de The Kennedy Half-Century, una investigación en torno a los hechos de noviembre de 1963 explica a BBC Mundo que realmente no existe aún evidencia sobre la participación de Estados Unidos en la muerte del político vietnamita.

Helms sostiene en el memorando que “no hay absolutamente ninguna evidencia de esto (del asesinato) en los registros de la agencia”.

La llamada misteriosa
Uno de los hechos más misteriosos que aparece en los nuevos documentos es una llamada telefónica que asombró a un medio de comunicación y a una agencia de inteligencia del otro lado del mundo.

El presidente John F. Kennedy en una imagen de archivo sin fechar. EFE
Según un memorando de la CIA al FBI, un periodista británico del diario Cambridge Evening News recibió una llamada anónima 25 minutos antes del asesinato de Kennedy en la que le dijeron que llamara a la embajada de Estados Unidos para recibir una “gran noticia”.

“Después de recibir la noticia de la muerte del presidente, el periodista informó a la policía de Cambridge de la llamada anónima y la policía informó al MI5 (el servicio secreto británico)”, señala el texto..

Las “fiestas sexuales”
Varios de los archivos revelados ponen tintes sexuales a la investigación de la muerte de Kennedy.

Un memorando del FBI de 1960 relata la investigación de Fred Otash, un conocido detective de Los Ángeles, para encontrar a una “reconocida prostituta de Hollywood” quien, supuestamente, había organizado fiestas sexuales que involucraban al entonces senador John F. Kennedy; su cuñado, el actor Peter Lawford, y el popular cantante Frank Sinatra.

Otro de los textos alude al envío de una comunicación al entonces fiscal general Robert F. Kennedy, hermano del presidente, sobre la publicación de un libro que abordaría sus relaciones con la actriz Marilyn Monroe.

Sin embargo, de acuerdo con Sabato, más allá de estos matices, los nuevos archivos no aportan ningún nuevo detalle que brinde datos relevantes sobre uno de los mayores misterios de la política de Estados Unidos en el siglo XX.

Oswald en la mira
De acuerdo con Sabato, una de las preguntas fundamentales sobre los hechos de 1963 es hasta qué punto el gobierno de los Estados Unidos sabía de los planes de Lee Harvey Oswald, el presunto culpable del asesinato.

En archivos desclasificados previamente ya se hablaba de una misteriosa visita de Oswald a la Ciudad de México, en la que visitó las embajadas de Cuba y de la Unión Soviética.

Uno de los documentos publicados el jueves revela que, durante esa visita, Oswald habló con un miembro del Departamento 13, una unidad “responsable de sabotaje y asesinato” de la KGB, la inteligencia soviética.

Otro de los textos señala que la división del FBI en Dallas tenía a Oswald en la mira en octubre de 1963, un mes antes de asesinato de Kennedy.

Según el informe, el hombre era “de interés” según “fuentes cubanas”, por lo que iniciaron investigaciones para localizarlo.

Sin embargo, nadie actuó y Oswald, presuntamente, disparó contra Kennedy.

El profesor del Boston College cree que detrás de este punto se encuentra una de las principales razones por las que las agencias de inteligencia se siguen oponiendo a la desclasificación total de los documentos.

El académico, que descarta una posible implicación de la CIA o el FBI en el asesinato, como han sugerido algunas teorías, cree que la principal responsabilidad de esas agencias fue su “mal trabajo”.

“El asesinato pudo probablemente evitarse, había datos que llevaban a pensar que eso podría ocurrir. Y sencillamente, no le prestaron atención. Quizás no por complicidad, sino por procedimientos equivocados”, explica.

Fuente: El Diario NY/Remolacha.net

Que opinas?

Comentarios

PERIODISTA/ PUBLICISTA

De allá

“Deseo matar a tantos como pueda”: los macabros mensajes que publicó el autor de la masacre de Florida ante del ataque

Publicado hace

en

Luego de la matanza en una escuela de Florida, que dejó el miércoles al menos 17 muertos, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, pidió a los ciudadanos que reporten cualquier actividad sospechosa vista en las redes.

Sin embargo, el FBI sí había recibido al menos una denuncia por mensajes atribuidos a Nikolas Cruz, el joven que masacró a estudiantes y profesores de una secundaria.

El año pasado, una cuenta con el mismo nombre, sin videos compartidos, dejó en la plataforma YouTube al menos dos mensajes que evidencian claramente sus intenciones.

“Voy a ser un tirador de escuela profesional”, advirtió en la sección de comentarios de un video de la cuenta de Ben Bennight, quien reportó el mensaje tanto a la red social, que lo borró, como al FBI.

Si bien en primera instancia se equivocó y lo envió a la casilla equivocada, luego se contactó telefónicamente con las autoridades para alertar por el compartamiento del usuario, a quien no conocía.

Bennight, de 36 años, aseguró al portal Buzzfeed que los agentes federales se contactaron con él “inmediatamente” y tuvo una entrevista con los investigadores el 25 de septiembre del año pasado, durante la cual incluso se llevaron una captura de pantalla con el mensaje.

Eso fue lo último que supo del FBI hasta que el miércoles volvieron a contactarlo, después de la masacre realizada por Cruz. Entonces los agentes volvieron a visitarlo para preguntarle si sabía quién era el tirador, pero él no sabía nada.

“La gente suele hacer comentarios terribles regularmente en este canal y yo no me preocupo. Pero este mensaje era distinto y sabía que no podía tan solo ignorarlo”, explicó Bennight.

Hay un segundo mensaje alarmante atribuido al usuario Nikolas Cruz de YouTube, cuya cuenta fue borrada el miércoles por la noche.

En un video sobre la masacre de Texas de 1966, cuando el estudiante con desequilibrios mentales Charles Whitman mató a 17 personas con un fusil desde una torre, Cruz comentó “voy a hacer lo que él hizo”.

“Voy a ver cómo las ovejas van cayendo, malditos antifa [movimiento anti fascista de los Estados Unidos], deseo a matar a tantos como pueda. Voy a matarlos en el futuro”, escribió el joven en el documental subido por la cuenta de Discovery Channel/Reino Unido.

Este miércoles, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, indicó en su cuenta de Twitter que Cruz había dado señales de desequilibrio mental, e instó a la población a reportar posibles indicios a las autoridades.

Infobae.com

Que opinas?

Comentarios

Continuar leyendo

De allá

17 muertos deja el tiroteo en la escuela de Florida

Publicado hace

en

Un nuevo tiroteo enlutó el miércoles a Estados Unidos: 17 personas murieron en una escuela de Florida, en una jornada de horror donde estudiantes aterrados evacuaron las instalaciones tras los disparos, mientras otros escondidos en las aulas pedían ayuda por mensajes de texto.

Esta matanza en el Día de San Valentín, una de las peores en el país en 25 años, ocurrió en la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas en Parkland, una ciudad unos 80 kilómetros al norte de Miami, luego de que un ex alumno de 19 años abriera fuego hacia el fin del horario de clases, dijo la policía.

“Es el mal en estado puro”, dijo el gobernador de Florida, Rick Scott, en una conferencia de prensa en Parkland.

El jefe de policía del condado de Broward, Scott Israel, dejó traslucir su importancia: “Si alguien quiere cometer realmente una matanza, no hay mucho que las fuerzas del orden puedan hacer”.

Israel, que calificó de “horrible” a la escena del crimen, especificó que “tenemos 17 víctimas confirmadas. 12 de ellos estaban dentro del edificio, dos víctimas estaban justo fuera y otra en una calle adyacente. Dos personas perdieron la vida ya en el hospital”.

El sospechoso, que está bajo custodia, fue identificado como Nikolas Cruz y había sido expulsado por “razones disciplinarias”.

“Ya hemos comenzado a examinar sus cuentas en las redes sociales y algunas de las cosas que nos vienen a la mente son muy, muy inquietantes”, dijo Israel. “Creemos que tenía un rifle AR-15”, agregó.

Cruz fue arrestado sin incidentes en la cercana ciudad de Coral Springs y llevado al hospital con heridas leves, añadió.

El atacante
El autor del tiroteo ocurrido este miércoles en la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas de Parkland, en Florida, sería un ex alumno de unos 19 años que habría amenazado anteriormente a sus compañeros.

En efecto, un profesor de la escuela lo identificó como “una amenaza” en el pasado, reportaron medios locales que definieron de forma extraoficial el nombre de Nicolás Cruz.

“El año pasado nos dijeron que no se le permitía ingresar al campus con mochila”, dijo el profesor de matemáticas Jim Gard, quien dijo que Cruz había estado en su clase.

“Hubo problemas con él el año pasado por haber amenazado a estudiantes, y creo que se le pidió que abandonara el campus”, agregó el profesor de la escuela de acuerdo con el Miami Herald.

Mientras tanto, el sheriff Scott Israel confirmó que el detenido tiene “unos 18 años” y que era un ex alumno de la escuela, aunque no confirmó su identidad.

El Superintendente del Distrito Escolar del Condado de Broward, sin embargo, dijo a los periodistas el miércoles por la tarde que no sabía de ninguna preocupación sobre el estudiante.

“No recibimos advertencias”, dijo Robert Runcie a los periodistas fuera de la escuela. “Potencialmente podría haber habido signos. Pero no tuvimos ninguna advertencia o llamadas telefónicas o amenazas que se hicieron”.

Otro estudiante entrevistado en la escena del tiroteo por WSVN-7 dijo que el estudiante tenía armas en casa y que hablaba sobre usarlas.

Según las autoridades, el sospechoso huyó tras el ataque a una escuela aledaña llamada Glades Middle School, y tras más de 45 minutos de persecución está bajo custodia de las autoridades.

Cruz fue arrestado en una calle residencial sin salida, en 11700 NW 47th Drive, Coral Springs.

El joven fue trasladado a un hospital cercano.

Infobae.com

Que opinas?

Comentarios

Continuar leyendo

Lo + Trending