Connect with us


Gente & Sociedad

Jesús Adrián Romero en cuerpo y alma en el Palacio de los Deportes

El cantante cristiano realizó en la capital dominicana un concierto a casa llena al convocar cerca de 8 mil personas

Publicado hace

en

Una noche de adoración, canciones, música y testimonios vivieron los asistentes la noche del sábado al concierto de Jesús Adrián Romero, quien convocó cerca de 8,000 mil personas en el Palacio de los Deportes Virgilio Travieso Soto, bajo la producción artística de CB4 Productions.

Luego de cinco años de ausencia en los escenarios dominicanos, el cantautor mexicano se reencontró con sus seguidores quienes los recibieron con gritos y aplausos cuando la música dio paso a su esperada participación.

Durante poco más de dos horas, Romero realizó un recorrido por sus más importantes momentos musicales, así como sus testimonios de su vida, los cuales fueron parte importante para convertirlo en uno de los más influyentes artistas de la música cristiana en Latinoamérica.

Acompañado de una banda de cinco músicos y un corista, Jesús Adrián inició la noche de adoración con temas como “Aquí estoy yo”, “Ayer te vi”, “El aire de tu casa”, “Se acaba todo” y, con la ayuda de la tecnología en pantalla gigante, junto a Alex Campo interpretaron “Razones pa’ vivir”.

“Yo era un hippie con el pelo hasta mi espalda, jeans rotos y él me alcanzó, y de la noche a la mañana mi vida fue transformada. Me cambió la perspectiva del futuro totalmente, no tenía idea de las cosas que Dios iba a hacer en mi vida”, testificó en una de sus intervenciones al público.

“Mi tiempo es para ti”, “Se desbaratan mis sueños” y “Tú bandera” se sumaron, mientras que a continuación realizó un popurrí de los sencillos más antiguos, entre los que se encontraron “Que sería de mi”, “Si decidiera negar mi fe”, “Con manos vacías” y “Este día especial”.

“Sumérgeme”, “Cuenta conmigo”, “Pegao a ti”, “Es por tu gracia”, “No es como yo”, “Mi vida sin ti” “Te dejo ganar”, “Mi universo”, “Que huyan los fantasmas”, “Mágicas princesas”, “Me dice que me ama”, “No necesito mucho”, “Solo tú” y “En la azotea”, Completaron la lista de aproximadamente 24 temas de un emocionado Jesús Adrián, quien se compenetró tanto con los asistentes que cantó algunas canciones más de las pautadas.

Con Melissa Romero 

Mientras interpretaba “Mi universo” y antes de que el público le pidiera otra y otra canción, la atención de la audiencia se volcó a una pareja de novios que se comprometieron al ritmo de este tema.

“Esta noche se respiraba amor, paz y plenitud en #SantoDomingo. ¡¡Muchas gracias!! Preciosa noche… ¡Me encanto escuchar sus voces!”, escribió de inmediato en su cuenta oficial de Instagram.

Previo a la salida del artista mexicano, quien cuenta con más de una veintena de discos y dos libros, la cantante dominicana Isabelle Valdez preparó el escenario con algunos de sus temas, dando paso a Melissa Romero, hija del cantautor mexicano Jesús Adrián Romero, con canciones con “Sólo dije que sí” y “Quiero volver”.

Isabel Valdez 

Que opinas?

Comentarios

Gente & Sociedad

VIDEO- Mujeres lucen sus pajones sin restar mérito a sus respectivas profesiones

Publicado hace

en

Por

Lamentablemente las personas en nuestro país asocian el cabello naturalmente rizado solo a los que se dedican a las artes y los que se dedican a otras profesiones los presionan con que su cabello no es apto para una persona fuera de ese ámbito.

Por eso surge este vídeo, para que vean a tantas mujeres hermosas que lucen sus pajones sin restar mérito a la labor que desempeñan en sus respectivos trabajo. Su capacidad laboral no está reñida con lucir su rizos/afros.

Agradecemos a Kayla de LALA FILMS, Cantu RD, Issa Quisqueya, Quisqueya Natural y Atabey Natural y a todas estas valientes, naturales, empoderadas, hermosas y aguerridas quisqueyanas que pariciparon el la creacion de este  video. Ellas demuestran que su cabello es hermoso y profesional.

Que opinas?

Comentarios

Continuar leyendo

Gente & Sociedad

Operan a feto fuera del vientre de la madre y luego lo vuelven a meter en el útero

Publicado hace

en

Un feto con 24 semanas de gestación fue extraído del vientre de su madre para practicarle una operación quirúrgica y ser colocado posteriormente en el interior del útero.

Varias pruebas médicas y escáneres revelaron que el feto presentaba espina bífida, por lo que mediante una cirugía el bebé no nacido fue sacado del vientre de su madre con el fin de operarlo y corregir su malformación.

La operación fue realizada en Londres por cirujanos del Great Ormond Street Hospital y del University College London, quienes junto a un equipo de médicos belgas consiguieron reparar la médula espinal del feto. Ahora esperan que el bebé nazca sano en abril.

Otros casos similares han sucedido previamente, uno de ellos en Estados Unidos el pasado año. El bebé nació en enero.

Lexi Royer y su esposo Josh llevaban mucho tiempo tratando de ser padres. Cuando por fin lo consiguieron, su alegría duró poco, ya que a las 13 semanas de gestación se enteraron de que su hijo sufría de espina bífida.

El pronóstico para niños con esta afección no es bueno. Por lo general no pueden caminar y sufren de acumulación de líquido en el cerebro, falta de control de la vejiga y otras complicaciones.

A pesar de la alegría inicial al saber que iban a ser papás, las buenas noticias dejaron paso a las malas.

“Parecía que hablábamos de daño cerebral, tubos de alimentación, tubos de respiración, silla de ruedas, solo una mala calidad de vida”, explicó la mujer a The New York Times.

De acuerdo a los médicos, lo más recomendable era que abortara.

Sin embargo la pareja tenía claro que no querían esa opción. Luego de mucha investigación, estudio y contacto con padres de niños con espina bífida, dieron con un procedimiento experimental llamado cirugía fetoscópica.

La operación se realiza en el Hospital de Niños de Texas por los doctores Michael A. Belfort, jefe de Ginecología y Obstetricia, y William Whitehead, neurocirujano pediátrico. Lexi y Josh se pusieron en contacto y los doctores admitieron el caso.

Así, cuando la mujer tenía 24 semanas y dos días de gestación, y su hijo pesaba menos de un kilogramo, se llevó a cabo la cirugía.

La operación se realizó bajo anestesia general. El doctor Belfort realizó un corte en la zona baja de su abdomen y luego, con muchísimo cuidado, sacó su útero fuera del vientre.

Posteriormente, el médico insertó el fetoscopio dentro del órgano reproductivo, así como otras herramientas a través de una pequeña ranura.

El líquido amniótico fue drenado e inyectaron dióxido de carbono dentro del útero, para mantenerlo expandido y así poder maniobrar dentro de él.

El feto también fue anestesiado y luego, guiados por imágenes de video, comenzaron a operarlo. La intervención duró unas tres horas.

Aunque Lexie tuvo una recuperación bastante dolorosa, está convencida de que el procedimiento valió la pena.

Según aseguraron a The New York Times, hasta la fecha ningún feto ha fallecido a causa del procedimiento y algunas madres incluso han podido dar a luz vía vaginal.

FUENTE:eldiariony.com

Que opinas?

Comentarios

Continuar leyendo

Lo + Trending