Connect with us


Reportaje Huesped

Haití se está quedando sin bosques

Haití se está quedando sin bosques y, sin árboles, el resto de la vida salvaje está condenada

Publicado hace

en

MIGUEL ÁNGEL CRIADO/EL PAIS.-Haití se está quedando sin bosques y, sin árboles, el resto de la vida salvaje está condenada.

Son las dos principales conclusiones a la que ha llegado un grupo de científicos tras revisar imágenes por satélite de la isla desde finales del siglo pasado y visitar los últimos reductos de selva.

La cobertura forestal, ya escasa tras siglos de deforestación, se ha reducido a una cantidad exigua: apenas queda el 0,32% de sus bosques primarios.

El porcentaje, según el estudio, hace inviable la supervivencia de muchas de las especies que ya eran endémicas de Haití. Sin embargo, otros investigadores consideran exageradas las cifras.

Los bosques primarios o primigenios están de retirada en todo el planeta. Tras ellos quedan, en el mejor de los casos, paisajes tan alterados que, aunque haya árboles, la biodiversidad es más reducida en cantidad y variedad de especies.

Haití quizá sea el extremo. Por posición geográfica y clima (llueve un 30% más que en la húmeda Galicia) debería ser tan verde como Cuba, Puerto rico y otras islas del Caribe.

Solo ocho de las 50 montañas más altas conservan parte del bosque originario.

Sin embargo, el trabajo, publicado en PNAS, estima que los bosques primarios ocupaban apenas el 4,4% de Haití en 1988. Tres décadas más tarde, en 2016, último año analizado, la superficie se había reducido al 0,32%.

En términos absolutos, un país con un área de 27.750 km2, conserva solo unos 85 km2 de su bosque original. Y hay cifras que muestran además la fragilidad del estado de la parte occidental de la isla La Española: Hasta el 75% del bosque de los dos parques nacionales haitianos, Pic Macaya y La Visite, ha desaparecido desde que fueran protegidos, hace solo 35 años.

“Los bosques más bajos de la isla fueron los primeros en ser cortados (por su mayor accesibilidad), hace cientos de años, así que no queda nada en las llanuras”, comenta en un correo el principal autor del estudio, el biólogo de la Universidad Temple (EE UU) Blair Hedges.

Análisis
Así que analizaron las montañas: de las 50 cumbres más altas que conservaban selvas vírgenes en 1988, solo quedan ocho con una cubierta vegetal significativa.

Tres únicas montañas conservan un tercio del bosque primario (ver fotografía).

Al ritmo actual, los autores del estudio estiman que en 2036 ya no habrá bosques primigenios en Haití. Esto no significa que no haya árboles en la isla, pero ya no cumplen su función original, casi son decorado.

“No hemos examinado específicamente la composición de los bosques no primarios, pero nuestros datos muestran que están degradados, siendo en su mayoría dosel muy abierto, más cerca del 10% que del 70% [de porcentaje de cobertura forestal] y, por tanto, más seco y mucho menos capaz de soportar la biodiversidad original”, explica Hedges.

Lo comprobaron realizando trabajo de campo en una decena de montañas, tanto con bosque como deforestadas. En estas observaron un 83% de reducción en la riqueza de especies de anfibios y reptiles, los dos grupos de vertebrados analizados.

Cuestionamientos
Sin embargo, científicos no relacionados con la investigación, pero sí con Haití, cuestionan sus conclusiones, en particular el alcance de la deforestación.

Uno de ellos es el geólogo de la Universidad Grand Valley State (EE UU), Peter Wampler.

En 2014, publicó un análisis de la cubierta forestal de Haití usando los mismos datos: las imágenes de la misión Landsat de la NASA.

Sus resultados indicaban que casi el 30% de Haití estaba cubierto de verde, lo que supone 10 veces más de lo que se creía hasta entonces y muchísimo más del bosque primario estimado ahora.

La discrepancia puede estar en la definición de bosque. Para la ONU, toda extensión de más de media hectárea con árboles de más de cinco metros de altura y un dosel forestal mayor del 10% es bosque. Mientras, primario es aquel que aún se ha librado de la acción humana.

“No discrepo de las principales conclusiones de los autores de que la cubierta forestal y la biodiversidad han descendido en su periodo de estudio, en especial en los sitios que han estudiado, pero extrapolar sus trabajos sobre el terreno usando el análisis de detección remota de Landsat como lo han hecho es potencialmente sesgado y subjetivo”, sostiene Wampler.

Lo que le inquieta es el uso que se pueda hacer de sus conclusiones. “Una de las razones por las que me preocupa el posible sesgo y la subjetividad de esta investigación es que las erróneas estimaciones de cobertura forestal anteriores se han utilizado para propagar una narrativa negativa sobre los agricultores de subsistencia haitianos, como unos ignorantes que destruyen su entorno”.

Investigadores ajenos al estudio cuestionan el alcance y causas de la deforestación. En cuanto a las causas de la deforestación, independientemente de su grado, hay que diferenciar entre la histórica, iniciada ya en tiempos precolombinos, y la actual.

Aunque esta deforestación histórica está más relacionada con la expansión de la agricultura esclavista, la aceleración observada ahora tiene otras causas. Según datos del Banco Mundial, casi el 80% de las necesidades energéticas del país las cubre la madera y el carbón vegetal.

Sin embargo, un estudio de marzo pasado muestra que el grueso de la producción de carbón vegetal y leña procede del mezquite (Prosopis juliflora), un árbol de rápido crecimiento y que aguanta las podas más abusivas.

Según el investigador del Instituto Ambiental Estocolmo y coautor de esta investigación, Robert Bailis, Haití ha perdido mucho bosque primario, pero “la mayor parte de esas pérdidas sucedieron hace mucho tiempo”, lo que descartaría la obtención de carbón como causa. carbón no está estaba entre las principales causas.

En la actualidad, concluye Bailis, “el paisaje de Haití está muy degradado, pero hay más cubierta forestal de lo que piensa la mayoría”.

Que opinas?

Comentarios

Reportaje Huesped

Intrant obliga a pagar miles de pesos por años de atraso para renovar licencias de conducir

Publicado hace

en

Desde noviembre de 2017, las personas que se han descuidado con la renovación de sus licencias de conducir han tenido que pagar un monto de renovación multiplicado por la cantidad de años que han durado con el documento vencido.

Cada día se presentan a la Dirección de Licencias del Instituto Nacional de Tránsito y Transporte Terrestre (Intrant) decenas de ciudadanos que pagan entre RD$10,000 y RD$15,000 para renovar su licencia, debido a que llevan entre 10 y 15 años sin hacer la renovación de ese importante documento.

Se recuerda que en noviembre del 2017, el Intrant, cumpliendo con las disposiciones de la Ley 63- 17, puso en vigor la nueva disposición de que por cada año que la licencia de conducir tenga vencido, hay que pagar un monto multiplicado por el número de años vencido.

Si la renovación normal es de RD$890, el ciudadano que lleve cinco años con ese documento vencido, deberá pagar un monto multiplicado por cinco.

En una investigación realizada por el periódico Listín Diario, se ha determinado que a más de un año de la disposición, centenares de ciudadanos han tenido que pagar montos elevados para renovar el documento, debido a que han violado la disposición que establece la ley.

La medida dispone, además, que todo ciudadano que tenga más de tres años sin renovar el documento, además de la penalidad, deberá tomar una charla de una hora, como una forma de educarse para que no vuelva a incurrir en la falta, por la cual debe pagar RD$550.

La disposición implementada por el Intrant ha tenido un efecto positivo, debido a que las personas están acudiendo diariamente a ponerse al día, reconociendo su falta, mientras que los que tienen su documento en regla acuden a tiempo a renovarlo para no verse en la misma situación.

Chequeos. Agentes de la Digesett se mantienen realizando chequeos rutinarios en las vías, donde en muchas ocasiones detectan licencias vencidas.

La disposición
La medida que aplica el Intrant está basada en los Artículos 208 y 209 de la nueva Ley 63-17 sobre Movilidad, Transporte Terrestre, Tránsito y Seguridad Vial de la República Dominicana.

Establece que toda persona que tenga su licencia con más de un año y hasta tres de vencimiento, podrá renovarla pagando acorde a los números de años vencidos.

Asimismo, todos los conductores que realicen renovación de la licencia a partir de tres años de vencimiento, deberán contar con la Certificación de la Charla sobre Norma de Tránsito para los infractores, que se imparte en la institución.

IRREGULAR
Actualmente en República Dominicana hay 290,000 conductores que circulan en las calles con más de un año de su licencia vencida.

CHARLAS
Las personas que tienen más de tres años sin renovar su licencia de conducir, deben pagar los años atrasados y recibir una charla.

NUEVOS PLAZOS PARA LICENCIA
En el 2017, la directora ejecutiva del Intrant, Claudia Franchesca De los Santos, anunció la entrada en vigor de nuevos plazos para la obtención de la licencia de conducir previstos por los artículos 203 y 204 de la Ley 63-17 de Movilidad, Transporte Terrestre, Tránsito y Seguridad Vial de la República Dominicana.

Explicó que dentro de la implementación de los nuevos plazos se contempla la reducción del tiempo entre el examen teórico y el práctico, de 45 a 15 días, el cual no aplica a menores de 18 años.

La funcionaria manifestó que tampoco aplica para aspirantes a conducir con edades entre 16 y 18 años, quienes deberán esperar que transcurran 45 días, establecidos en la actualidad, a partir de que les sea expedido el permiso de aprendizaje, para poder tomar el examen práctico.

LISTÍN DIARIO

Que opinas?

Comentarios

Continuar leyendo

Reportaje Huesped

Venezolanos superaron a los haitianos en obtención de residencias dominicanas en 2018

Las emisiones totalizan 16,709 en 2018, y los nacionales de Haití y EEUU quedaron en segundo y tercer lugar

Publicado hace

en

Aunque la haitiana es la población extranjera más numerosa en el país, en los últimos dos años ha perdido la carrera frente a la venezolana en cuanto a la cantidad residencias dominicanas obtenidas.

Los datos estadísticos de la Dirección General de Migración (DGM) muestran que tan solo el año pasado el país otorgó 16,709 residencias, de las que 2,675 fueron a personas de nacionalidad venezolana. En segundo lugar quedó Haití con un total de 1,922. Les siguen Estados Unidos con 1,672 y China con 1,485.

De Haití proviene el 88.6% los 847,979 personas de origen extranjero que residen en la República Dominicana, y el 87.2% de los 570,933 inmigrantes que hay en el territorio nacional, según la Segunda Encuesta Nacional de Inmigrantes (ENI 2017).

Hasta 2016, (a dos años del inicio del Plan Nacional de Regularización de Extranjeros, PNRE) dominó la primera posición en la lista nacional de residencias emitidas.

Ese año, los haitianos obtuvieron 2,790 documentos con algún tipo de las residencias que se otorgan en el país, mientras los venezolanos quedaron en la segunda posición con 749, según datos que recoge el informe “Estado de las Migraciones que atañen a la República Dominicana 2017” que prepara el Centro para la Observación Migratoria y el Desarrollo Social en el Caribe (OBMICA), basado en las estadísticas de la DGM.

Para 2017 las emisiones a venezolanos experimentaron un incremento al alcanzar la cifra de 1,748, mientras los haitianos fueron a la baja con 964.

“Los datos de la emisión de residencias también evidencia que la mayoría de las personas registradas en el PNRE de esa nación (Haití) hasta entonces no recibieron categoría de residentes amparadas por la Ley de DGM y las pocas posibilidades que tienen para permanecer en el país legalmente a largo plazo”, destaca el organismo en su informe.

El documento de OBMICA muestra un incremento en el total de residencias que se otorgaron en el país en cinco años, al pasar de 4,704 en 2013 a 14,485 en 2017. La tendencia alcista se mantiene al agregar los datos del año pasado que fue de 16,709. Países como España, Estados Unidos, Venezuela, Colombia, Cuba e Italia se encuentran entre los que más han subido en la obtención de residencias de los últimos años.

“La posible explicación a este salto estaría relacionada con el proceso de regularización migratoria de extranjeros–as que se aplica en el país desde 2014, cuando se puso en marcha la política pública de regularización para migrantes, la que parece que fue aprovechada por los nacionales de esos países para solicitar un cambio de estatus”, plantea OBMICA.

Proceso
El proceso para la emisión de residencias en el país requiere el depósito ante Migración del pasaporte con un mínimo de vigencia de 18 meses, acta de nacimiento inextensa, certificado de no antecedentes penales, fotografías, acta de matrimonio o declaración de soltería y póliza de garantía, entre otras.

Diario Libre

Que opinas?

Comentarios

Continuar leyendo

Lo + Trending