Connect with us

Noticias

Serán detenidos y multados por más de RD$25 mil los que no pasen prueba de alcoholímetro

Publicado hace

en

La directora del Intrant, Claudia Franchesca De Los Santos, muestra a los medios los ocho alcoholímetros y 32 alcoholímetros de tamizaje que llegaron al país y con los cuales se entrenarán a los agentes de la AMET para su uso.

SANTO DOMINGO. La llegada al país de ocho alcoholímetros y 32 alcoholímetros de tamizaje es el segundo intento reciente del Estado dominicano de poner en marcha un sistema para combatir el consumo de alcohol mientras las personas conducen.

Esta vez, a diferencia de lo que ocurría en diciembre de 2009, cuando en un plan de seguridad navideño se intentó implementar, la ley es más clara sobre la aplicación de la medida.

Aunque el Instituto Nacional de Tránsito y Transporte Terrestre (Intrant) no precisó cuándo comenzará a aplicar los alcohólimetros, el hecho de que se hable de “cursos intensivos” para los agentes que lo utilizarán implica que sería en un corto plazo.

¿Puede un ciudadano negarse a tomar la prueba?
El artículo 263 de la Ley de Movilidad 63-17 señala que los agentes de la Digesett (Amet) “estarán autorizados a practicar a los conductores y peatones el control de alcoholemia o toxicológico.

Añade que cuando el conductor se niegue a efectuarse dicha prueba, el agente lo hará constar en el acta que levantará al efecto y lo conducirá al Tribunal Especial de Tránsito más cercano o al juzgado de paz de la jurisdicción correspondiente.

En el caso de que se dificulte constatar el nivel de alcohol en la sangre por cualquier causa atribuible al conductor, se procederá de igual forma que ante la negativa a realizar la prueba.

¿Cuáles son los niveles de alcohol permitidos?
La ley indica que es ilegal conducir un vehículo de motor por las vías públicas cuando el grado de alcoholemia sea superior a 0.5 gramos por litro (gr/1) en la sangre o 0.25 miligramos por litro (mgr/1) en el aire espirado, según resulte de la alcoholimetría realizada por los agentes de la DIGESETT.

En el caso de quienes viajan en transporte público el grado de alcoholemia debe ser 0.0 gramos (cero).

Y los motociclistas no deberán conducir con más de 0.2 gramos de alcohol por litro de sangre o 0.1 miligramos por litro (mgr/1) en el aire espirado, según resulte de la alcoholimetría realizada por los agentes de la DIGESETT.

¿Cuánto será la multa?
Las personas que incurran en la violación a esta disposición serán sancionadas con una multa equivalente de cinco (5) a diez (10) salarios mínimos del que impere en el sector público centralizado y la reducción de los puntos de la licencia que determine el reglamento. El salario mínimo del sector público centralizado al cuatro de diciembre de este año es de RD$ 5,117.50, multiplicado es de 25,587.50, hasta 51,175.50

¿Puedo transitar ingiriendo bebidas alcohólicas, aunque pase el alcoholímetro?
No. La ley prohíbe conducir en estado de embriaguez y prohíbe a los conductores de vehículos ingerir bebidas alcohólicas mientras transitan por las vías públicas.

PERIODISTA/ PUBLICISTA

Noticias

Luis Abinader ante la ONU: ‘En RD no hay ni habrá solución a la crisis de Haití’

Publicado hace

en

El presidente Luis Abinader declaró ayer ante la ONU que ninguna acción unila­teral que ejecute República Dominicana será suficiente para superar la dramática situación que vive Haití, por lo que propuso a la comu­nidad internacional asumir con urgencia, de una vez y por todas, la crisis haitiana como de altísima prioridad.

En un discurso pronun­ciado ante la 76 Asamblea General de la Organiza­ción de las Naciones Uni­das (ONU), manifiesto que la República Dominicana ha mostrado y seguirá mos­trando la solidaridad y la colaboración con el pueblo haitiano, pero no sin antes señalar que no hay, ni habrá jamás, una solución domi­nicana a la crisis de Haití.

Abinader recordó que desde que asumió la presi­dencia el 16 de agosto del año pasado, ha planteado la posibilidad de que la situa­ción haitiana pueda desbor­dar las fronteras de ese país, incidiendo como un factor de inseguridad en la región. Consideró que la comuni­dad internacional no debe, ni puede, abandonar al pue­blo haitiano en este momen­to en que los niveles de inse­guridad lo están llevando a su autodestrucción.

El mandatario dijo que an­te la división que existe en­tre el liderazgo haitiano y la peligrosa presencia de ban­das criminales que contro­lan una buena parte de su territorio, los haitianos por sí solos no podrán pacificar su país y mucho menos garanti­zar las condiciones para esta­blecer un mínimo de orden. “Consecuentemente, lo más importante e inmediato es la seguridad en Haití, pues solo después de haberlo logrado, pueden llevarse a cabo unas elecciones libres, justas y con­fiables”, agregó.

Dijo estar convencido de que cada día se seguirá re­novando y fortaleciendo el liderazgo de las Naciones Unidas, y que el Estado do­minicano reafirma su com­promiso con los principios fundamentales de la Carta de la ONU: la paz, la dignidad humana, la justicia, el pro­greso social y la libertad.

“Hemos notado que re­cientemente algunos gobier­nos han adoptado medidas para afrontar las consecuen­cias de la crisis haitiana, por años, cada día, nuestro país ha encarado, prácticamente solo estas consecuencias. Es­tamos convencidos que nin­guna acción unilateral será suficiente para superar esa dramática situación”, dijo.

Transformar economía
El presidente Abinader pro­puso también que las enor­mes inversiones para restau­rar los recursos naturales, afectados por el calentamien­to global creado por los paí­ses que han generado más CO2, sean pagadas por esas naciones.

“Es el momento de impul­sar una transformación glo­bal de la economía que va­ya de acuerdo con los niveles de desarrollo y que los están­dares exigidos no impongan cargas excesivas que resulten en costos adicionales lesivos a la competitividad y la pro­ducción de los bienes y servi­cios”, dijo.

Abinader resaltó que la actual crisis financiera y ma­yor endeudamiento provoca­do por la pandemia, no solo puede ser resuelta incremen­tando los impuestos en los respectivos países con sus consecuentes presiones so­ciales y posibles alteraciones de la paz.

“Debemos ser creativos. Es­tamos convencidos de que, sin costo para sus gobiernos, las instituciones financieras mul­tilaterales y bilaterales pueden otorgar facilidades crediticias a través de mecanismos trans­parentes y accesibles, concer­tados y no discriminatorios, que contribuyan a que los paí­ses en dificultades recuperen con prontitud la sostenibilidad financiera y el acceso a los mer­cados financieros internacio­nales, con tasas preferenciales que no sean afectados por el índice de riesgo país”, dijo.

Unidad y cooperación
Abinader expresó que a pe­sar de que aún no se ha podi­do cerrar definitivamente el episodio de la pandemia del Covid-19, fue esperanzado al foro con el objetivo de reno­var y fortalecer los vínculos de cooperación y solidaridad como naciones fraternas.

“En efecto, frente a la pan­demia, la emergencia climá­tica, la revolución tecnológi­ca y la necesidad de articular un nuevo paradigma para el Estado de bienestar, se re­quiere reforzar la unidad y la cooperación entre todas las naciones”, enfatizó.

Afirmó que a pesar del es­cenario creado por la pande­mia, el gobierno que encabe­za ha impulsado un exitoso plan de vacunación gratuito, con el 57% de la población completamente inoculada, aproximadamente el 70% tiene al menos una dosis y más de un 10% de la pobla­ción tiene una tercera dosis.

“En consonancia con nues­tra visión de para salir de es­ta pandemia, y por contar con un inventario de vacu­nas que lo ha permitido, he­mos donado en solidaridad unas 820 mil dosis a países de nuestra región”, destacó.

Endeudamiento
Expresó que en aras de man­tener la paz social, el go­bierno busca opciones pa­ra encontrar una solución al enorme endeudamiento al que se han visto forzados los países de ingresos medios pa­ra enfrentar los estragos eco­nómicos y sociales generados por la pandemia.

También resaltó que tiene como propósito fundamen­tal, defender la cosa pública, el patrimonio común de los dominicanos, lo que impli­ca un manejo absolutamente transparente, uno de los lo­gros que mayor satisfacción nos produce.

“Estamos convencidos de que, en medio de las circuns­tancias actuales, cargadas de escollos, la ciudadanía sigue reclamando que actuemos con valentía contra la corrupción y así lo venimos mostrando con acciones claras, precisas y con­tundentes”, precisó.

En lo que respecta a la economía, expresó que aun en medio de estas dificulta­des, República Dominicana es optimista y proyecta ter­minar el 2021 con un cre­cimiento económico de un 10%, y mantener una ta­sa de crecimiento de más de un 5% para los años si­guientes.

La alocución del gober­nante dominicano fue su primera desde la sede de la ONU, debido a que en sep­tiembre del año pasado por causa de la pandemia del co­ronavirus la hizo vía Skype desde el Palacio Nacional.

Reuniones
Ayer Abinader sostu­vo una reunión billate­ral con el secretario ge­neral de la ONU, Anto­nio Guterres. así como con el presidente de la Asamblea General, Ab­dulla Shahid.

También con presidentes de Pa­namá, Laurentino Cor­tizo, y de Costa Rica, Carlos Alvarado, y con Eric Adams, candida­to alcandía Nueva York. de Partido Demócrata.

FUENTE; Listín Diario

Continuar leyendo

Noticias

Un proyecto en el Senado busca prohibir consumo de alcohol en la vía pública

También se quiere prohibir el consumo el traslado de alcohol en vehículos y motocicletas.

Publicado hace

en

El Senado de la República aprobó este martes en primera lectura un proyecto de ley para regular la venta y el consumo de bebidas alcohólicas en todo el territorio nacional.

Entre las disposiciones de la pieza legislativa, se encuentra la prohibición del consumo de alcohol en la vía pública, en vehículos y motocicletas, así como la imposición de nuevas normas para los lugares de dispendio de bebidas.

Indica el periodista  Paul Mathiasen del Listin Diario que en detalle, el proyecto de ley establece en su artículo 52 la prohibición del consumo de bebidas alcohólicas en la vía pública.

“Se prohíbe consumir bebidas alcohólicas obstruyendo la vía pública, aceras, calles, avenidas o parques, perturbando la tranquilidad de las instituciones determinadas por esta ley como sensibles”, marca su artículo 52

Párrafo siguiente, indica que las personas que incurran en esta violación serán sancionadas con una multa de uno a cinco salarios mínimos del sector público.

Vehículos
La misma normativa prohíbe también el consumo y el traslado de bebidas alcohólicas en vehículos y motocicletas.

Específicamente, el artículo 48 prohíbe trasladar a los conductores de vehículos bebidas alcohólicas dentro del área de pasajeros “sin el cierre de fábrica”.

Mientras que en el párrafo siguiente, establece que en caso de que las bebidas alcohólicas estén abiertas, “deberán trasladarse en el baúl o en la parte trasera del vehículo de motor”.

En lo que respecta a motocicletas, prohíbe trasladar bebidas alcohólicas en las manos, tanto abiertas como con su sello de fábrica.

En ambos casos, las personas podrán ser multadas con montos de un a 10 salarios mínimos.

Venta de bebidas
La iniciativa legislativa, también establece que todos los centros de expendio de bebidas alcohólicas deberán solicitar una licencia para poder proceder con las ventas.

La licencia será otorgada por la Dirección General de Control de Bebidas Alcohólicas (Digecoba) que será un nuevo órgano especializado y dependiente del Ministerio de Interior y Policía.

Por otro lado, los nuevos lugares de expendio deberán estar en ubicaciones que no obstruyan la vía pública y alejado de ciertos establecimientos.

Específicamente, los nuevos lugares de expendio de bebidas, tras la hipotética promulgación de la ley, deberán estar instalados a menos de 100 metros de “instituciones sensibles” como escuelas, hospitales, instancias infantiles, universidades, iglesias, parques, entre otros.

En lo que respecta a los horarios, los centros de expendio sólo podrán vender bebidas alcohólicas de 6:00 de la mañana a 12:00 de la noche de domingo a jueves, mientras que los viernes y sábados sería de 6:00 de la mañana a 2:00 de la madrugada.

Los únicos que nunca cumplirían estos horarios serían los establecimientos hoteleros, los cuales podrán servir bebidas alcohólicas “sin restricción de horario”, dada su tipo de actividad económica.

Dependiendo la violación a la cual incurra los centro de expendio de bebidas alcohólicas, la Digecoba tendrá la facultad de sancionar desde una advertencia, hasta el cierre de un local.

Continuar leyendo

Lo + Trending