Connect with us

Noticias

Escritor Junot Díaz revela que fue violado a los 8 años y que intentó suicidarse

Publicado hace

en

El escritor dominicano Junot Díaz reveló que fue violado cuando tenía ocho años y que producto de esa agresión intentó suicidarse en varias ocasiones.

En una entrevista a la revista The New Yorker, el escritor narra cómo ocurrieron los hechos, los cuales dijo lo marcaron de por vida y lo llevaron a tener relaciones fallidas.

«Sí, me pasó. Me violaron cuando tenía 8 años. Fue un adulto en el que confiaba. Después que me violó, me dijo que debía volver al día siguiente o estaría ‘en problemas’. Y como estaba aterrorizado y confundido, regresé al día siguiente y me volvió a violar. Nunca le conté a nadie lo que pasó, pero hoy te lo digo a ti y a cualquiera que quiera escucharlo».

Con estas palabras Díaz rompe un silencio de más de 40 años en un artículo en la revista The New Yorker.

En un texto muy personal titulado ‘El silencio: el legado de un trauma de infancia’, el escritor responde a un lector que hace años en un evento de firma de sus libros en Amherst (Massachusetts) le preguntó si las escenas de abusos que describía en sus historias le habían sucedido, algo a lo que él respondió con una evasiva.

«Sé que es, han pasado años y siento no haberte contestado. Lo siento por ti y por mí (…) Todavía tengo miedo pero lo voy a contar de todas las formas», justifica antes de arrancar con la confesión.

Lo que viene después es el recuento de cuatro décadas de dolor tras la violación, que sucedió poco después de mudarse de República Dominicana a Nueva Jersey, y que hasta ahora se había mantenido para sí mismo.

«Nunca tuve ayuda, ni ningún tipo de terapia. Nunca se lo dice a nadie», confiesa.

El trauma que le dejó el abuso le llevó por diferentes etapas en su infancia y adolescencia que incluyeron depresiones, malos comportamientos, alejarse de sus amigos e incluso varios intentos de suicidio, el primero de ellos cuando tenía solo 14 años.

«Casi me destruyó»
«Puedo decir verdaderamente que casi me destruyó. No solo la violación sino todas las secuelas: la agonía, la amargura, la autorecriminación, el asco, la desesperada necesidad de mantenerlo escondido y en silencio. Jodió mi infancia, jodió mi adolescencia, jodió toda mi vida», afirma.

«Más que ser dominicano, más que ser inmigrante, mucho más que ser de descendencia africana, mi violación me definió. He gastado más energía huyendo de ella que viviendo. Después de todo, a los ‘verdaderos’ hombres dominicanos no se les viola. Y si no era un dominicano ‘verdadero’ no era nada. La violación me excluyó de la hombría, del amor, de todo».

Tras el segundo intento fallido para quitarse la vida con las pastillas para el tratamiento de cáncer de uno de sus hermanos, le llegó una carta que, en sus propias palabras, le abrió una puerta de esperanza. Fue una carta de aceptación a la Universidad de Rutgers.

«A solo una hora de mi casa en autobús, estaba muy lejos de mi vida anterior y estaba muy vivo con la posibilidad de que por primera vez en mucho tiempo sentía algo que se parecía a la seguridad», cuenta.

Una vez ahí, recuerda, consiguió reconstruirse a sí mismo: comenzó a correr, a levantar pesas, se hizo activista, tuvo sus primeras novias y era un chico «popular».

Así enterró de alguna manera su vida anterior y la violación y lo cubrió con lo que él llama una «máscara de normalidad» con la que ha tratado de protegerse por muchos años.

Sin embargo, el trauma permaneció con él y le llevó a numerosas relaciones fallidas por diversos motivos que fueron desde la imposibilidad de tener sexo con sus novias hasta múltiples infidelidades.

También cuenta que ha pasado por distintas etapas de depresión, adicciones y mucho sufrimiento, unas constantes que permanecieron cuando acabó la universidad y se mudó a Nueva York para publicar su primera novela Drown y también después: desde los años de sequía literaria hasta sus mayores éxitos como cuando se hizo con el premio Pulitzer por su novela La breve y maravillosa vida de Oscar Wao.

Díaz escribe que no consiguió empezar a recuperarse hasta que tocó fondo (en uno de sus intentos de suicidio) y decidió buscar la ayuda de una terapeuta, con la que comenzó un largo proceso de sanación y con la que, poco a poco, logró quitarse la máscara tras la que trataba de ocultarse.

“No es algo para siempre, pero al menos consigo respirar, vivir», afirma Díaz. En la actualidad asegura que está en una relación y ha conseguido contarle a su pareja lo que le sucedió, al igual que a sus amigos, «incluso a los tipos más duros».

Con las confesiones que le ha hecho a su círculo cercano y ahora con esta publicación, que saldrá en la edición impresa de The New Yorker el 16 de abril, Díaz dice que es como si tuviera una segunda oportunidad de nacer.

UNIVISION/AGENCIAS

Noticias

Según documento James Jacques no es cónsul de Haití en Santiago desde el 6 de junio

Publicado hace

en

Tras el incidente registrado la noche de este viernes donde unidades de la Dirección General de Migración (DGM), realizaron un operativo en un establecimiento comercial donde se encontraba James Jacques, «cónsul de Haití» en Santiago de los Caballeros, un documento del Ministerio de Relaciones Exteriores de Haití señala que el diplomático ya no posee ese cargo.

El documento fue enviado a la Embajada de la República Dominicana en Haití y tiene fecha de haber sido emitido en pasado 6 de junio de 2022, en Puerto Principe y señala que el “ex cónsul” Jacque “no tiene el título ni la capacidad para suscribir un convenio con las entidades administrativas dominicanas”.

La mañana de este sábado trascendió que las unidades de la DGM habían apresado al ex cónsul, pero luego el director general de Migración, Enrique García, informó a medios como Diario Libre que “en ningún momento” James Jacques fue detenido por agentes de esa institución durante un operativo realizado anoche en un establecimiento de esa localidad.

A través del comunicado DG/0120-22, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Haití le comunicó a la Embajada de la República Dominicana en Haití, que James Jacques era el ex cónsul y que solo espera la llegada de la persona que los sustituiría.

Aquí el comunicado integro:
“El Ministerio de Relaciones Exteriores saluda atentamente a la Embajada de la República Dominicana en Haití y tiene el honor de llamar su atención sobre el hecho de que el ex cónsul James Jacques del Consulado de Haití en Santiago, no tiene el título ni la capacidad para suscribir un convenio con las entidades administrativas dominicanas.

El Sr. Jacques ha sido llamado y está esperando la llegada de su sucesor para regresar a casa.

El Ministerio de Relaciones Exteriores aprovecha esta oportunidad para renovar a la Embajada de la República Dominicana en Haití el testimonio de su alta consideración.

Puerto Principe, 6 de junio de 2022

Ministerio de Asuntos Extranjeros de la República de Haití

Embajada de la República Dominicana en Haití.

Continuar leyendo

Noticias

Migración niega haber apresado o maltratado a cónsul haitiano en Santiago

Publicado hace

en

La Dirección General de Migración negó este sábado que agentes de su institución hayan apresado, maltratado o desconsiderado al cónsul de Haití en la provincia de Santiago, James Jacques.

A través de un comunicado, la entidad dijo que lo sucedido con el diplomático fue que miembros Migración, de la Policía Nacional y de la Dirección de Control de Bebidas Alcohólicas (COBA), desmantelaron durante un operativo en la noche del viernes una banda que traficaba con pasaportes haitianos y visas desde un centro de diversión en la provincia de Santiago.

Migración señaló que en el operativo fueron detenidos 21 nacionales haitianos indocumentados.

Igualmente fueron confiscados unos 15 pasaporte haitianos, así como las sumas en efectivo de 56,500.00 pesos dominicanos, 890 dólares y 4,100 gourdes haitianos.

Asimismo, la entidad comunicó que “se actuó en respuesta a decenas de quejas de vecinos y ciudadanos que denunciaban ruidos y escándalos que se producían a altas horas de la noche en el bar restaurante y discoteca, llamado Laromate Creole”.

La institución indicó que durante el operativo se presentó el cónsul general de Haití en Santiago, James Jacques, exigiendo que se le entregara al señor Jolivain Nelson, a quien se le habían ocupado los 15 pasaportes y el dinero en el operativo.

Las autoridades añadieron al informe que al no tener éxito en sus intenciones, el cónsul pidió al personal de Migración acompañarlos, a los fines de gestionar los documentos de algunos de los detenidos, alegando que los mismos estaban “resguardados en sus viviendas”.

Luego se trasladó junto al grupo hacia el Centro de Acogida de Migración Santiago, “donde estuvo por unas dos horas mientras diligenciaba los documentos a los haitianos que estaban indocumentados”.

Según la institución, el diplomático haitiano nunca fue apresado ni maltratado por el personal de la Dirección General de Migración, puesto que no se encontraba en el lugar, sino que llegó a intervenir por los que habían sido detenidos.

Esta aclaratoria fue realizada por la entidad al desmentir las declaraciones realizadas por el cónsul haitiano en Santiago, quien este sábado realizó una rueda de prensa denunciando que fue sometido a “un abuso y a una desconsideración por parte de las autoridades dominicanas”.

En tal sentido, el organismo resaltó que el operativo fue hecho dentro del marco de la ley de Migración, y respetando los Derechos Humanos.

Migración reiteró en su comunicación que “no dará marcha atrás en el cumplimiento del deber de salvaguardar la soberanía nacional y velar que los extranjeros se manejen dentro de un marco de respeto a la ley y expulsar del territorio nacional todo aquel que se encuentre en estado de ilegalidad”.

Vía Listín Diario

Continuar leyendo

Lo + Trending