Connect with us

Espectáculos

La energía de Bruno Mars arrasa en los Grammy

Publicado hace

en

Los premios Grammy 2018 se convirtieron este domingo en un gran homenaje a la música bailable, divertida y luminosa.

Lo hicieron a través de Bruno Mars, un hawaiano de 32 años que con el disco 24K Magic logró por sorpresa todos los máximos premios de una noche en la que todas las miradas estaban puestas en el duelo de raperos entre Jay-Z y Kendrick Lamar.

Lamar ganó cinco grammys, pero el máximo reconocimiento de la industria volvió a dejar de lado a este género.

«That’s what I like, de Bruno Mars, es la canción del año (premio al compositor) y 24K Magic es la grabación del año (premio al producto completo). La canción del año sigue siendo, en opinión de la industria, una canción de radiofórmula.

Bruno Mars fue, en general, el ganador de la noche. Tres premios en las categorías de R&B para un artista especializado en hacer la versión más bailable del género, con enormes resultados. Seis grammys en total.

Cardi B y Bruno Mars en el Grammy 2018.

Además, volvió a brillar con otra fantástica actuación (¿recuerdan su homenaje a Prince el año pasado?) acompañado de Cardi B.

En el premio final, Mars recordó la primera vez que actuó. Tenía 15 años y su trabajo era interpretar una docena de canciones para entretener a los turistas en Hawái.

Dijo que le emocionó ver a la gente bailar y pasárselo bien. Y que eso es lo que hace en su música desde entonces. “Dar alegría” y “ver a la gente bailar y moverse”. Con esa actitud, este domingo puso a la industria de la música a sus pies.

Kendrick Lamar y Rihanna ganaron el primer trofeo de la ceremonia televisada del Grammy 2018.

El otro gran triunfador de la noche fue Kendrick Lamar, que había ganado tres grammys antes de que empezara la gala televisada. La canción Humble se llevó la mejor interpretación rap, la mejor canción y el mejor vídeo.

Lamar era el hombre de la noche cuando subió al escenario a hacer el número inicial de la gala junto a Bono, The Edge y Dave Chapelle. El número incendiario de Lamar fue la mejor interpretación de la noche. Minutos después, volvía a subir a recoger otro grammy, junto a Rihanna, por Loyalty.

Finalmente, Lamar ganó el premio al mejor álbum de rap, DAMN. En el escenario, Lamar reconoció a todos los grandes del género, incluido Jay-Z, que miraba con cierto asombro. Abandonó el escenario proclamando: “¡Jay para presidente!”.

En cuestión de minutos, la frase ya era una tendencia en redes. Jay-Z se había metido en una polémica ese mismo día con el presidente Donald Trump, que llegó a atacarle en Twitter.

Jay-Z fue sin duda el gran perdedor de la noche. El más nominado, con ocho, no se llevó ninguno. El duelo entre raperos lo ganó Kendrick Lamar, con cinco premios de sus siete nominaciones.

A los 30 años, Kendrick Lamar, salido de las calles de Compton, Los Ángeles, es ya el rapero con más impacto popular en esta era dorada en la que el género ha logrado ser parte del mainstream cultural en Estados Unidos.

Se llevó cinco premios. Pero, incluso en el año más potente del rap en estos premios, la industria volvió a negarle el mayor reconocimiento.

En la categoría de pop, a pesar de las nominaciones de Kesha y Coldplay, poco había que hacer frente al disco Divide, de Ed Sheeran. El inglés pelirrojo es un favorito de los Grammy, que ya ganó el máximo premio con la canción Thinking out loud hace dos años. Con Divide, Sheeran ha vuelto a inundar las radios y a llenar estadios solo con una guitarra.

La calificación de disco pop del año tiene poca discusión. La canción Shape of you fue además la mejor interpretación vocal pop del año. Un premio algo menos claro, cuando en esa categoría estaban Million reasons, de Lady Gaga, o What about us, de Pink.

Una de las categorías más codiciadas de los Grammy, la de mejor nuevo artista, fue para Alessia Cara. La canadiense de 21 años que el mundo conoció como la voz de Moana en How far I’ll go ha triunfado este año también con 1-800-273-8255. Alessia Cara es la cara joven de la música popular este año.

Se impuso a Khalid, Lili Uzi Vert, Julia Michaels y SZA. No había ningún hombre blanco entre los nominados.

La noche no estuvo volcada, como ha ocurrido en las galas de cine, en el movimiento contra el acoso a las mujeres. Apenas ha llegado a la industria de la música. Sí hubo un número especial, presentado por la actriz Janelle Monae.

Kesha salió al escenario a cantar Praying con Camila Cabello y Cindy Lauper, contra el acoso sexual. Después, Cabello tuvo un recuerdo para los dreamers, inmigrantes en su mayoría mexicanos amenazados de deportación.

La 60 edición de los Grammy, celebrada en el Madison Square Garden de Nueva York, ya había hecho historia solo con las nominaciones.

No había ningún artista blanco entre los nominados al mayor premio, el de grabación del año. Entre los nominados al mejor disco, solo Lorde era blanca. Nunca había habido tres nominados negros al mejor disco (Jay-Z, Childish Gambino y Kendrick Lamar).

Un trabajo íntegro en español (Despacito) estaba nominado a canción del año y grabación del año. Las comparaciones eran evidentes con los últimos años, en los que se han llevado los máximos premios Adele, Taylor Swift, Ed Sheeran, Beck o Sam Smith. Los Grammy de 2018 serían negros y latinos.

También serían los premios más jóvenes. Normalmente, los Grammy acaban premiando a veteranos en muchas de las categorías. Suele haber premios para Dylan o para reediciones de los Beatles.

Lo único parecido este domingo fue el premio póstumo para Leonard Cohen como mejor interpretación rock, por el estremecedor relato de su propia despedida del mundo en You want it darker. Nadie más. El veterano de la gala fue Jay-Z, que tiene 48 años.

LISTA COMPLETA DE GANADORES AQUÍ

Fuente: El País

Espectáculos

VIDEO: El ardiente beso entre Madonna y Tokischa durante presentación en NY

Publicado hace

en

Los besos entre Madonna, Britney Spears y Christina Aguilera quedaron en el olvido al revivirse un momento apasionante entre la “Reina del pop” con la dominicana Tokischa, durante su presentación en el evento “Gay Pride” que se celebró en la ciudad de Nueva York.

Madonna se presentó en vivo en el evento más importante de las celebraciones del mes del orgullo LGBTQ+, el «NYC Pride», en colaboración con la organización WoW («World of Women»), donde estuvo acompañada de la artista dominicana Tokischa, quienes luego de hacer un performance muy sensual, se despidieron con un caliente beso, más intenso que los que encarnó con Britney Spears y Christina Aguilera en el pasado.

Se recuerda que Madonna había anunciado su colaboración musical con la artista urbana dominicana Tokischa, quién además está nominada a Premios Juventud.

A través de su cuenta de Instagram Madonna compartió fotografias en una cabina junto a la dominicana Tokischa.

“El trabajo de una mujer nunca termina”, fue el mensaje que escribió Madonna junto a las fotografías.

Pese a sus escándalos, Tokischa ha roto esquemas al lograr entrar al mercado internacional y demostrado que es inmutable ante aquellos que quieren detener su carrera.

La nueva “rebelde” de la música latina como la cataloga el New York Times, durante su primera gira por Estados Unidos agotó una serie de conciertos «sold out» en los que el fenómeno cobró vida mientras las seguidoras llegaban vestidas de Tokischa como si se tratase de toda una cultura, destacando Terminal 5 en NYC y Lawrence, cada una de estas presentaciones con asistencia de más de 3 mil personas.

Por otro lado es importante destacar el vínculo que tiene Madonna con la comunidad gay además de su activa y permanente participación y colaboración con los eventos del «Gay Month» («Mes Gay») desde hace años.

Además, se celebrará el lanzamiento de su nuevo disco recopilatorios de remixes «Finally Enough Love» cuya versión standart digital de 16 tracks estará disponible en todas las plataformas de música a partir del día 24 (las versiones deluxe y las ediciones físicas se lanzarán en Agosto).

RC Noticias y LD

Continuar leyendo

Espectáculos

Fernando Villalona y Venya Carolina se reencuentran y se perdonan

Publicado hace

en

El Mayimbe Fernando Villalona se reencuentra con la comunicadora Venya Carolina tras 18 años de su separación sentimental.

Villalona estuvo acompañado de su esposa, Fátima Vicioso, quienes además de pedirse perdón manifestaron su apoyo incondicional a la comunicadora, dándole el espaldarazo de buena suerte en esta nueva etapa de Venya y su proyecto televisivo, indica una nota de prensa enviada a este medio.

El encuentro se dará en una entrevista exclusiva que se lanzará este viernes 24 de junio en el programa “Directo al Flow” que se transmite por Nexxo TV, desde Santiago de los Caballeros y su canal de YouTube.

En la entrevista, el artista y la comunicadora mencionaron algunos puntos que nunca se hicieron público en torno al romance que sostuvieron durante un tiempo y que acaparó la opinión pública.

En este reencuentro, también estuvo presente el productor de “Directo al Flow”, el comunicador Wilson Sued, quien «fue el ideólogo de juntar a estas dos estrellas tras casi dos décadas, para poder curar las heridas del pasado».

Hace algunos años, Villalona reconoció en una entrevista que estaba perdido por la belleza y la forma de ser de Venya, y que fue una relación corta, pero con significado para él, en la cual pudieron viajar y vivir experiencias juntos.

De su lado, Venya, quien ya estaba posicionada en ese entonces en los medios, recuerda que Villalona llegó a pedirle un hijo y también matrimonio, propuesta que no llegó a aceptar, refiere la nota.

Continuar leyendo

Lo + Trending